El informe indica que el 38,5% del total de hogares solicitó financiamiento a familiares o amigos, el 22,2% pidió fiado o solicitó préstamos en comercios, el 13,9% reportó pedirle prestado al empleador y el 13,8% lo hizo a un prestamista. Por otro lado, al considerar las fuentes formales, el 23,6% de los hogares se financió con tarjeta de crédito, el 19,8% con aplicaciones como Mercado Pago u otras, el 15,8% con el banco, el 12,9% con Anses y el 12,8% con una financiera.